Reflexiones: diferencia entre querer y amar

Todos los seres humanos desean ser queridos. Pero ¿cuántos aman realmente? El verdadero amor actúa como un alquimista: convierte la ambición en altruismo y transforma el sufrimiento en felicidad.

Leer más

El poder del lenguaje para nuestro desarrollo integral

desarrollo integral

Según Dana Suskind, Otorrinolaringóloga pediátrica de la Universidad de Chicago, la exposición a un lenguaje abundante durante los primeros tres años de vida no solo es crucial para la capacidad de pronunciar palabras largas, sino para nuestro desarrollo integral y el éxito en general.

Por desgracia, en su nuevo libro Thirty Million Words: Building a Child’s Brain también demuestra que nuestros logros están determinados, en buena medida, por el medio social y económico en que nacemos.

Leer más

Vida y fallecimiento de Marshall Rosenberg, creador de la Comunicación No Violenta

Están siendo unos días muy conmovedores entre quienes conocemos y practicamos la Comunicación No Violenta, un lenguaje de vida propuesto por Marshall B. Rosenberg, que ha fallecido recientemente, el 7 de febrero de 2015, a la edad de 80 años.

Marshall Rosenberg trabajó para crear un mundo más humano, descubriendo los aspectos de vida y crecimiento hasta en los actos más incomprensibles. Su frase básica es “La violencia es una expresión trágica de necesidades no cubiertas”, y su método, la Comunicación No Violenta, un camino para poder escuchar y reformular las expresiones hasta encontrar soluciones en las que todas las partes salgan ganando.

Leer más

Cuando el dolor nos impide ser empáticos con los demás

Si nos sentimos incapaces de ofrecer empatía a pesar de nuestros esfuerzos, o estamos poco dispuestos a hacerlo, eso suele significar que estamos demasiado privados de empatía como para poder brindársela a otros.

Leer más

Pedir lo que necesitamos con sencillez y claridad

Si tenemos la creencia de que el otro puede percibir y entender casi siempre las cosas como nosotros, y aún más, la idea de que si no satisface nuestras necesidades es porque no desea hacerlo, probablemente sentiremos frustración y decepción a menudo en nuestras relaciones. La mayoría de las veces la otra persona simplemente no sabe lo que necesitamos -o de qué modo lo necesitamos-. Puede hacerse una ligera idea de lo que queremos e intentar satisfacernos y no acertar, o incluso puede percibir una necesidad contraria a la que tenemos, si no la expresamos debidamente. ¿Tenemos miedo a realizar peticiones? Siempre será mejor decir de forma sencilla y clara lo que anhelamos del otro en lugar de esperar a que éste lo adivine o fracase en el intento.

Leer más

Juicios de valor vs. juicios moralistas

psicoterapia Noia

Todos hacemos juicios de valor con respecto a las cosas de la vida que estimamos. Podemos valorar, por ejemplo, la honradez, la libertad o la paz. Los juicios de valor reflejan nuestras creencias con respecto a cómo podría mejorar la vida.

Leer más

Necesidades humanas

inteligencia emocional

Según el psicólogo Marshall B. Rosenberg, creador de la “Comunicación no violenta”, la experiencia muestra una y otra vez que desde el momento en que las personas deciden conversar sobre qué necesitan, en lugar de hacerlo sobre sus mutuos defectos o equivocaciones, aumenta considerablemente la probabilidad de conocer las necesidades que se ocultan detrás de nuestras actuaciones, necesidades humanas legítimas que todos y todas compartimos, unas básicas y otras que nos hacen falta para mejorar nuestra vida, como:

Leer más

El “doble vínculo” en las interacciones cotidianas

consulta on line

El doble vínculo hace referencia a la confusión que le acarrea a una persona tener que vérselas con la dificultad de discriminar entre dos mensajes contradictorios entre sí y la imposibilidad de comunicar acerca de tal contradicción.

Leer más

Transformar la realidad que nos paraliza

psicología social
Transitamos nuestra vida en una vorágine de información, de sensaciones, de necesidades. Nos encontramos permanentemente con una multiplicidad de frentes abiertos: el trabajo (o los trabajos), el estudio, la pareja, los hijos, los amigos, los vecinos, la tele, el móvil, el Facebook… Es cada vez más común sentirnos abrumados, agotados, superados. Frases como “tengo tantas cosas que no sé por dónde empezar”, “estoy superado/a”, “estoy liquidado/a”, “el tiempo no me alcanza para nada”, se hacen cada más comunes en nuestro vocabulario.